Escribir en el siglo XXI

Escribir en el siglo XXI
Escritor Mariano José de Larra

“Escribir en Madrid es llorar”, dijo Larra  cargado de razón. Que me lo digan a mí, que ayer cobré un mísero talón de Amazon por la mísera venta de mis libros digitales y el banco se ha quedado con la mitad del importe (todo era mísero menos la comisión). No entiendo el hambre de escribir ficción que está proliferando en este país en los últimos años. La escritura creativa es una válvula de escape que promete mucho pero que acaba concediendo poco. Queda demostrado –al menos en el caso de este pobre mortal– que el sacrificio de concebir, escribir y pulir historias primero, y de editarlas en formato digital después, no ha servido sino para engrosar las cuentas de esos grandes banqueros a quienes costeamos sus millonarias tarjetas oscuras.

Leer más

Formulario de contacto 1

Nombre (requerido) [text* your-name] Tu correo electrónico (requerido) [email* your-email] Asunto [text your-subject] Mensaje [textarea your-message] [file file-372 limit:600000 filetypes:jpg|pdf|doc|docx] [submit «Enviar»] 1 ESCRIBIR Y CORREGIR «[your-subject]» [your-name] [email protected] De: [your-name] Asunto: [your-subject] Cuerpo del mensaje: [your-message] — Este mensaje se ha enviado desde un formulario de contacto en ESCRIBIR Y CORREGIR (https://www.escribirycorregir.com) Reply-To: [your-email] … Leer más

Corrector de estilo, contrastar datos

¿Debe el corrector de estilo contrastar los datos del manuscrito?

Muchos se habrán preguntando en alguna ocasión si es tarea del corrector de estilo verificar que todos los datos recogidos en el manuscrito son correctos. Es una pregunta pertinente y de cierta importancia, y dejarla sin respuesta podría suponer un conflicto profesional entre el autor y el corrector.

Cuando hablo de “datos”, ¿a qué me refiero exactamente? Leamos la siguiente frase y lo entenderemos mejor:

“Julio César fue asesinado en los idus del año 45 a. C”.

Leer más

Literatura contra el olvido

Literatura contra el olvido

Estos días he corregido algunos relatos cortos que guardaba en mi ordenador, y he descubierto para mi asombro que no recordaba ciertas historias que yo mismo escribí hace algunos años. Tanto es así, que hubiera aceptado de buen grado que esos cuentos eran obra de otra persona. Y sin embargo, una vez terminada la lectura, una oleada de recuerdos se agolparon en mi mente. De repente, comencé a rememorar cuándo, cómo y por qué escribí esas narraciones breves, las mismas que poco antes me habían resultado ajenas.

Leer más

ESCRIBIR Y CORREGIR participa en el programa de afiliados de Amazon, y como tal se lleva una pequeña comisión por cada compra que el cliente haga en Amazon después de entrar por alguno de nuestros enlaces.